Biblia y Redes Sociales


Preparando un taller sobre las Redes Sociales que será expuesto en un Congreso Cristiano, e investigando sobre este tema que en algunos casos genera controversias aún en las iglesias, como un cierre sale este artículo que por supuesto seguirá en próximas publicaciones por lo extensivo que resulta y de hecho da para seguir desarrollando sobre tan entusiasta contenido. 

La Biblia nos habla de una revolución masiva en la tecnología de la información y la comunicación, en ella se nos profetizó de una perniciosa cultura de violencia, buscadora de placeres, insaciable en cuanto al sexo y la codicia, que lograría influir a escala global. Asimismo nos advirtió acerca de una manipulación de la opinión pública por medio de fuerzas económicas y juegos políticos que culminarán en el advenimiento de un gobierno mundial y un engaño religioso de gran magnitud. (2° Timoteo 3)

Es indiscutible razonar acerca de los tiempos y las edades, estamos en épocas donde la ciencia ha aumentado a pasos agigantados en lo tecnológico, científico, medicina, neurociencia y en otros órdenes. Dios inspiró a Daniel a escribir éstas profecías, aunque el no las entendía totalmente. 

Detrás de todo avance de conocimiento se encuentran los medios de comunicación y todo este de la transformación tecnológica la que hace posible su expansión. Si miramos en la historia todo surge por el, siglo 18 "siglo de las luces" con la invención de la imprenta en consecuencia en el siglo 20 el desarrollo tecnológico da un salto con la radio, televisión, cine, computadoras, satélites y así hasta  el internet que reúne todo en una red mundial. 


¿Qué dice la Biblia sobre las Redes Sociales? ¿Es pecado utilizarlas?


¿Por qué el mensaje de Biblia sigue siendo válido para cualquier generación? 
Por la simple razón de que su autor no es ningún ser humano, sino que  es el único y sabio Dios, el Eterno, el Todopoderoso. 2° Timoteo 3: 16
Se sabe que si un libro es inspiración de un ser humano, con el transcurso del tiempo va quedando obsoleto, por eso surgen nuevas ediciones, nuevos ejemplares y donde se tienen que mejorar los contenidos y aquello que ya no es aplicable en la actualidad, pero la Biblia no necesita de eso, ¡la Palabra de Dios es eterna! 

Ahora bien, afirmando que la Biblia es pertinente para cualquier época, ¿crees tú que en ella podemos encontrar la opinión de Dios en cuanto al uso que el creyente de hoy debe hacer del Internet, y en especial de las redes sociales? ¿Qué dice Dios sobre usar Twitter, Facebook, Instagram, Pinterest, YouTube y demás? 

A tener en Cuenta:

¿Qué son las redes sociales? 
Son como lugares de encuentro virtual donde las personas (cientos, miles y hasta millones) se registran o se afilian a un sitio Web. Éstas redes ofrecen diversas utilidades, tanto a individuos como a empresas.

¿Será pecado usar las redes sociales?
En si mismo no es pecado, sería un legalismo afirmar que el tener internet y ser miembro de una red social es pecado. El problema radica en el uso que le demos, 
¿Para qué utilizas tú la red social? ya que en ella  se pueden hacer muchas cosas buenas, sana conciencia, valores, además poder predicar el evangelio a otras personas que están a millones kilómetros de nosotros. Como así también se puede usar para todo lo contrario, fomentar relaciones ilícitas, para engañar, difamar, promover una vida inmoral, para mostrar el cuerpo de forma sensual… en fin se puede usar hasta para poner en mal el nombre de nuestro Señor Jesucristo haciendo que los no creyentes vean que a pesar de que soy cristiano/a vivo como me da la gana, y allí están las fotos para comprobarlo. 

¿Qué debemos tener presente cuando usemos una red social?

  • El cristiano es santo, llamado a ser santo (1 Corintios 1:1-2)
Pablo, llamado a ser apóstol de Jesucristo por la voluntad de Dios, y el hermano Sóstenes, a la iglesia de Dios que está en Corinto, a los santificados en Cristo Jesús, llamados a ser santos con todos los que en cualquier lugar invocan el nombre de nuestro Señor Jesucristo, Señor de ellos y nuestro...

Nosotros hemos sido santificados (separados para Dios) en Cristo Jesús, esto es lo que se conoce como santidad posicional. Pero el verso también dice “llamados a ser santos”, esto habla de una santidad práctica que debe manifestarse en nuestro diario vivir. Así que, podemos decir que como cristianos ¿Somos santos? –Así es, por medio de Cristo lo somos, pero también somos llamados a vivir en la práctica una vida apartada para Dios.

La santidad práctica incluye no sólo nuestras acciones y pensamientos, sino también nuestro perfil de Facebook, nuestros comentarios, las fotos y vídeos que compartimos. ¿o piensan que no está incluido? 
Bien podría llamarse a esto “santidad virtual”, Dios desea que hagamos un uso diferente del internet y las redes sociales. ¿Qué cosas estamos viendo y compartiendo en internet, dan a conocer a los demás de que somos apartados para Dios?

  • Somos los representantes de Cristo en la tierra
2° Corintios 5:20 Así que, somos embajadores en nombre de Cristo, como si Dios rogase por medio de nosotros; os rogamos en nombre de Cristo: Reconciliaos con Dios.


Como embajadores de Cristo debemos representar el reino de Dios dignamente. ¿Cómo? Cuidando nuestras publicaciones en las redes sociales. La Biblia también nos dice que: "Ustedes mismos son la única carta de recomendación que necesitamos: una carta escrita en nuestro corazón, la cual todos conocen y pueden leer." (2° Corintios 3: 2) Nuestras vidas son cartas leídas por lo tanto aunque de forma virtual estamos expuestos a mostrar un testimonio ya sea con palabras, imágenes, dichos y mensajes. Todos los días con nuestras vidas escribimos un capítulo que marcará nuestra historia. 


  • El FaceBook, Twitter, Instagram, YouTube, etc. pueden convertirme en una piedra de tropiezo?

1° Corintios 8:9-13  Pero mirad que esta libertad vuestra no venga a ser tropezadero para los débiles. Porque si alguno te ve a ti, que tienes conocimiento, sentado a la mesa en un lugar de ídolos, la conciencia de aquel que es débil, ¿no será estimulada a comer de lo sacrificado a los ídolos? Y por el conocimiento tuyo, se perderá el hermano débil por quien Cristo murió. De esta manera, pues, pecando contra los hermanos e hiriendo su débil conciencia, contra Cristo pecáis. Por lo cual, si la comida le es a mi hermano ocasión de caer, no comeré carne jamás, para no poner tropiezo a mi hermano.

Quizás las cosas que publiquemos o mostremos en internet no sean pecado, pero debemos recordar que existen otros hermanos a quienes Pablo llama “de débil conciencia” a quienes probablemente lo que yo publique les puede afectar (por ejemplo, alguna fotografía que se preste a un malentendido, etc) en esos casos es mejor abtenerse de hacerlo por amor a ellos. 
También Debemos recordar que Jesús nos advirtió de no ser piedras de tropiezo. (Mateo 18:7)

  • Esto podría traernos una adicción
1 Corintios 6: 12  "Todas las cosas me son lícitas, mas no todas convienen; todas las cosas me son lícitas, mas yo no me dejaré dominar de ninguna".

Totalmente, por eso es bueno reflexionar en ¿Cuántas horas pasamos conectados al Facebook, jugando, leyendo, mirando vídeos y demás? ¿Podríamos pasar un día sin conectarnos?  en cambio ¿podríamos pasar días y hasta semanas enteras sin conectarnos a Jesús por medio de la lectura Bíblica y la oración? – Nuestro tiempo con Dios debería ser más importante que cualquier red social y que cualquier otra cosa, no debemos permitir que nada nos domine, el objetivo detrás de todas las cosas que el mundo ofrece es distraernos y hacernos perder nuestro enfoque en Dios.

Tips: Seria muy bueno ofrecer a Dios un ayuno de Internet, Celular o televisión antes que un ayuno de comida. En lo personal lo he hecho y te aseguro que no es dañino sinoun gran beneficio al alma y el espíritu.

  • Todo me es licito, libre albedrío, todo tiene consecuencia.
1 Cor. 10:23 "Todo me es lícito, pero no todo conviene; todo me es lícito, pero no todo edifica."
Pablo nos recuerda que en Cristo tenemos libertad para hacer cualquier cosa (menos pecar), y que cuando nos encontremos en situaciones de duda entre si es pecado o no, debemos hacernos dos preguntas: ¿Me conviene? ¿Me edifica?

Antes de publicar cualquier cosa en el Internet, deberíamos de preguntarnos ¿y esto que voy a escribir, subir a la red, o compartir es conveniente, me edifica o edifica a otros? – Pensar antes de actuar.


COMO CONCLUSIÓN:
El utilizar Internet o una red social no es pecado en si mismo, entra en cuestión o problema según el uso que le demos, que bien puede ser para bendecir, para compartir y divertirnos sanamente con otros, aún para llevar el evangelio a nuestros amigos o bien puede ser un punto débil del que Satanás se aproveche para hacer quedar mal al reino de Dios, a uno mismo y otros cristianos…TU DECIDES!
Así como este artículo puede edificar, enseñar y traer luz sobre este asunto puedes compartirlo con otros hermanos / nas.

La Palabra de Dios, la Biblia es el único libro que mantiene su vigencia a pesar de los años, cuyo mensaje sigue siendo eficaz y oportuno para el ser humano, sin importar la época o el siglo en que se viva.


COMPARTE Y DÉJANOS TU COMENTARIO AL RESPECTO 

Adaptado por TodoGospel

1 comentarios:

Manu dijo...

Excelente artículo.
Me gusta mucho la forma en la que escribes, ahora bien, los textos o versiculos los he escuchado en mi Biblia de audio, me encanta porque entiendo mucho mas cuando los escucho asi

saludos

Más Leído...

Las 7 Pruebas de Job

La Figura de Job y el concepto de "Prueba" "Mis amigos son mis escarnecedores; mis ojos lloran a Dios" (Job 16...

Búsqueda por Archivos

Suscribirse por Correo