Dios Nunca deja de Amarte

No importa quién eres, o lo que has hecho, Dios SIGUE AMÁNDOTE y lo hará hasta que Él venga por ti. 

Dios no piensa como nosotros (Qué Bueno!). Dios no mira como nosotros. Él te mira con ojos de Padre, de amigo y consejero. Él no mira tu exterior ni tampoco tu pasado. No mira cómo te vistes, qué te pones y qué te dejas de poner o lo que has hecho ayer o hace dos años. 
¡Él no mira eso! Los que miran eso son las personas que tienes a tu alrededor. ¿Pero entonces qué es lo que mira Dios? ¿Qué es lo que Él quiere? 

Pienso que ya lo sabes, pero te lo digo: DIOS MIRA TU CORAZÓN. Es tu corazón donde se esconde la razón por la cual haces lo que haces y dices lo que dices. El anhela tener tu corazón, la fuente de donde salen tus ideas, tus actos y decisiones. ¿Por qué Él quiere tu corazón? Porque es el elemento que te hace como eres, que te hace único y porque NADIE AQUÍ EN LA TIERRA LO CONOCE COMO ÉL. Porque Él hizo tu corazón, y Él te formó a ti.

Por eso el salmista declaró: "Dios mío, tú fuiste quien me formó en el vientre de mi madre. Tú fuiste quien formó cada parte de mi cuerpo. Soy una creación maravillosa, y por eso te doy gracias. Todo lo que haces es maravilloso, ¡de eso estoy bien seguro! 

Tú viste cuando mi cuerpo fue cobrando forma en las profundidades de la tierra; ¡aún no había vivido un solo día, cuando tú ya habías decidido cuánto tiempo viviría! ¡Lo habías anotado en tu libro!" Salmos 139: 13-16 (TLA) 

Ora conmigo como lo hizo David tantos años atrás: 
Que lo repitan los que adoran a Dios:"¡Dios nunca deja de amarnos!”

Reflexiones diarias 

0 comentarios:

Más Leído...

Las 7 Pruebas de Job

La Figura de Job y el concepto de "Prueba" "Mis amigos son mis escarnecedores; mis ojos lloran a Dios" (Job 16...

Búsqueda por Archivos

Suscribirse por Correo